La importancia del color

Lo primero que reconoce el ojo humano es el color. Antes que la forma o el volumen. 

Lograr una seña de identidad es lo que toda compañía persigue y desea. Que su color corporativo sea reconocible por los consumidores. Hay tonos ligados a una firma, pero no son de su propiedad. Todas tienen un color corporativo porque es «emocional y transmite confianza», comenta Inmaculada Urrea, consultora de Sofoco Media. Y subraya que el rojo y el azul son los más utilizados tanto por las compañías como por los partidos políticos. «El rojo es pasional, fuerte, energético. El azul es equilibrado y da seguridad»

Según la profesora Alison Lurie en su libro El lenguaje de la moda, Hermès utiliza el naranja y Tiffany el azul turquesa precisamente por ser secundarios. Los colores secundarios son los que sugieren lo inusual, lo original, lo peculiar. «Estas firmas son únicas y legendarias, así que no iban a apostar por los primarios que son más corrientes»

Azul Tiffany (del inglés Tiffany Blue ) es la denominación de un color azul claro, aturquesado y específico asociado con Tiffany & Co., la empresa de joyería y orfebrería de la ciudad de Nueva York.
Este color se encuentra registrado por Tiffany & Co. bajo el nombre Tiffany Blue, y Pantone produce muestras del mismo, dentro de su sistema de color Pantone Matching System, para uso exclusivo de la empresa. Al tratarse de un color registrado, no se imprime en los catálogos del sistema de coloraciones Pantone, por lo que el público no tiene acceso a muestras del mismo.
En el siglo XIX la turquesa era una gema favorecida por la moda; las novias de la época victoriana solían entregar a sus damas de honor, a modo de souvenir del día de su boda, un broche de turquesa en forma de paloma. Se cree que esta popularidad de la turquesa pudo haber motivado la elección del color. El turquesa era sin duda uno de los colores más importantes para las futuras esposas, así que el joyero decidió empezar a utilizarlo en 1945, primero decorando sus catálogos y después en sus famosas cajas.

 

El rojo Valentino: El diseñador italiano fue creador, no sólo de maravillosos vestidos, sino también de un tono de rojo inolvidable, el rojo Valentino. Este rojo amapola, sinónimo de sensualidad y elegancia es, sin duda,  uno de los más representativos del mundo de la moda. Un color cuya inspiración surge de nuestro país. Al diseñador italiano siempre le gustó el color rojo pero fue durante una noche en el teatro del Liceo, cuando un veinteañero Valentino se fijó en una elegante mujer vestida de rojo que destacaba entre el resto de mujeres del palco, la mayoría vestidas de negro. Aquel vestido rojo marcaría para siempre la carrera del diseñador y la imagen de su firma.

Rojo Valentino

 

El naranja Hermès según el catálogo de colores más famoso es el Pantone 1448. La elección de este inconfundible color para el packaging de la casa francesa tiene un origen fortuito. Las cajas de Hermès iban cubiertas de un papel en un pálido tono beige. Durante la Segunda Guerra Mundial hubo escasez de material y las existencias de dicho papel se agotaron por lo que Hermès tuvo que sustituirlo por el que había en stock, un intenso color naranja. Tras la Guerra la firma cambio el naranja por uno de un tono algo más luminoso. En la actualidad, el “naranja Hermès” se ha convertido en algo tan representativo para la firma como su famoso bolso Birkin o sus pañuelos carré.

El azul Klein, el pintor Yves Klein está reconocido como el creador de este tono de azul. Según Klein, el azul representa los motivos más abstractos de la naturaleza y dedicó mucho tiempo a buscar ese tono especial que mantuviera la luminosidad original del pigmento. Finalmente lo encontró en el International Klein Blue y lo patentó a finales de la década de los 50.

 

Cada año, el mundo entero espera la decisión de Pantone sobre cuál será el color estrella. Detrás de esa elección están tres directivos de la firma más un grupo de 40 expertos de todo el mundo que se mantienen en contacto permanente.

colores del año

En 2012, el color del año fue el Tangerine Tango, un naranja rojizo. “Estados Unidos estaba en recesión y la gente necesitaba ánimo e impulso y por eso se eligió”. Un año después fue el turno del Esmeralda: “Significaba la naturaleza, pero también la piedra preciosa”. Implicaba “el crecimiento, la renovación y la prosperidad”. En 2014, el color del año fue el Orquídea Radiante “Este es el tono de la creatividad y la innovación”. 

marsalaEn 2015 el color coronado fue el Marsala, es un tono rojizo, tierra, teja y arcilloso. Ha sido la primera vez en la que Pantone ha recibido críticas por su elección. “Los de anteriores años eran colores vivos y alegres y la gente los entendía de manera automática.”

 

 

http://smoda.elpais.com/articulos/guerra-de-colores/334
http://blogs.vogue.es/runwayrider/las-marcas-que-convirtieron-su-color-en-icono/
http://www.huffingtonpost.es/2014/12/04/marsala-pantone-2015_n_6269510.html
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s